Un ciclón invernal azota la costa este de EE.UU.

Voz de América – Redacción,– Cuarenta millones de personas a lo largo de la costa este de Estados Unidos enfrentan pronósticos de lo que los meteorólogos han llamado un “ciclón bomba”, una enorme tormenta invernal desde el océano Atlántico.

Las primeras bandas de nieve comenzaron a llegar a la región del Atlántico Medio, incluyendo Washington, D.C., alrededor de las 10 de la noche del miércoles.

Se pronostica que la tormenta impacte en gran manera el noreste de Estados Unidos, posiblemente arrojando más de 20 centímetros de nieve en Boston, Massachuseetts, donde las escuelas cerraron este jueves.

El alcalde de Boston, Marty Walsh, dijo que la principal atención “será limpiar las aceras y las principales arterias, calles y responder a pedidos de seguridad pública y responder a gente que llame… A medida que avanzamos les pido a la gente que sea paciente”.

Las condiciones congelantes ya han afectado gran parte de Estados Unidos y se anticipa que la tormenta traiga vientos con fuerza de huracán a la costa de Nueva Inglaterra y Canadá.

Los gobernadores de Florida, Georgia, Virginia y Carolina del Norte declararon estado de emergencia, advirtiendo a los residentes esperar carreteras heladas y temperaturas por debajo del punto de congelación.

Los meteorólogos dicen que la mayor parte del país puede esperar otra ola de peligrosas bajas temperaturas hacia el fin de semana, antes de que las temperaturas se moderen.