Alejandrina atribuye femenicidios a dependencia económica

alejandrina-atribuye-femenicidios-a-dependencia-economica.jpgDe Eugenio Suárez

Santo Domingo.-La Ministra de la Mujer afirmó este martes que la mayoría de los casos de feminicidios que ocurren en el país se deben a la dependencia económica que tiene la mujer del hombre.

Alejandrina Germán dijo que la mayoría de las mujeres no denuncian los maltratos y la violencia de sus parejas y prefieren quedarse calladas por temor a ser abandonadas junto a sus hijos y no tener con qué mantenerlos.

Atribuye a esos temores el hecho de que muchas de las mujeres asesinadas por sus novios, esposos y ex esposos nunca denunciaron la violencia ejercidas sobre ellas.

La funcionaria y dirigente peledeista resaltó que siempre ha defendido la teoría de Juan Bosch, de que cuando la mujer se libera económicamente, se libera en todos los órdenes, puede decidir sobre su vida y evitar que la maten.

Es por eso que sostiene que el día que la mujer tenga capacidad de auto sostenimiento, que no dependa del marido para sobrevivir, ese día se reducirán los feminicidios.

Se queja de que pese a existir centros como el Instituto de Formación Técnica Profesional, que imparte cursos técnicos, las mujeres insisten en estudiar repostería, peluquería. Macramé, masajes, y otros oficios que no le permiten vivir con dignidad.

En otros aspectos de sus declaraciones, con motivo del Día Internacional de la Mujer, la Ministra de la Mujer refirió que desde que surgieron las sociedades del mundo, incluyendo la dominicana, ha habido una cultura que ha establecido los roles de hombres y mujeres, y que por supuesto el de los varones ha sido predominante sobre el del sexo femenino.

Agrega que romper con esa cultura, con esa tradición, con esos valores, actitudes, convenciones y creencias que asignan al hombre un rol de dominio y de propiedad de la mujer es muy difícil.

Reconoció que a cien años de establecerse la celebración del Día Internacional de la Mujer se ha obtenido avances en las reivindicaciones sociales, políticas, económicas y culturales de ese segmento de la población, pero que han sido relativos.

Alejandrina Germán consideró que hay que entender que para poder lograr la verdadera equidad, que hombres y mujeres puedan marchar juntos en las sociedades, de igual a igual, no es un problema de corto y mediano plazo, ni mucho menos solo de carácter cultural, sino también económico, político y social.