Califican obsoleta ley Ministerio Relaciones Exteriores

califican-obsoleta-ley-ministerio-relaciones-exteriores.jpgSANTO DOMINGO.-El rector del Instituto de Educación Superior en Formación Diplomática y Consular de la Cancillería, embajador Reynaldo Espinal, calificó como obsoleta la Ley 314 Orgánica del Ministerio de Relaciones Exteriores, que data de 1964 instaurada por el gobierno del Triunvirato.

Entrevistado por el periodista Federico Méndez, en el programa Esferas de Poder, que se transmite los domingos de 5:00 a 6:00 de la tarde, por Santo Domingo TV, manifestó que hay un proyecto de ley de reforma que cursa en el Congreso Nacional donde han trabajado gente muy capaces, tanto de la Cancillería como de la Comisión de Relaciones Exteriores de ambas cámaras.

“Lo que esperamos es que esa parte ya se apruebe y que ese estatuto sea el que regule todo lo atinente al funcionamiento del servicio exterior y la Cancillería”, agregó.

Comentó que aunque que nunca dejará de ser política, la diplomacia de esta época debe estar muy consciente de que dentro de la labor de consecución del desarrollo, debe trabajar a favor de que su país alcance el mismo, atraer inversiones, fomentar los vínculos de comercio, culturales y políticos.

Consideró que la diplomática, como la judicial y la militar es una carrera especial, que además de estar dotada de un estatuto especial tiene unas condiciones específicas para su ejercicio, donde la puerta de entrada debe ser siempre el Instituto de Formación Diplomática.

Entiende que la diplomacia de hoy debe ejercerse en un contexto donde hay una sociedad que procura mayores niveles de transparencia, de democratización e incidencia de los nuevos actores con los que debe interactuar.

“Todos esos actores inciden en la vida internacional y el diplomático de hoy debe estar facultado, debe estar preparado para saber interactuar, participar y lograr resultados en ese ámbito en el cual el poder se ha diversificado”, subrayó.

Plantea que el poder de la sociedad ya no está en uno o dos ámbitos, “ni siquiera son los Estados los únicos poseedores de ese atributo de poder, ya hay muchísimas instancias”, recalcó.

El embajador sostiene que el diplomático, en aras de fortalecer los objetivos de la política exterior de su país, debe interactuar con esos factores y saber que está inmerso en un mundo nuevo en el cual el poder de la comunicación ha trascendido la barrera del tiempo y el espacio.

“En ese sentido, debe estar cada vez más presente en la dinámica de los acontecimientos, para cumplir con esas funciones que la Convención de Viena, de 1961, que es el estatuto que regula la vida diplomática, el ejercicio diplomático contemporáneo, le acuerda esas cuatro funciones específicas”, acotó.

Subrayó que esas funciones específicas son proteger, negociar, informar y representar, las que hoy tienen mayores niveles de exigencias.

Espinal explicó que para fortalecer la carrera diplomática en el país, se desarrollará la maestría en formación diplomacia y consular, para lo cual se ha llamado a concurso para que 40 de los postulantes puedan formarse a través de post grado para el más alto nivel del ejercicio diplomático.

Indicó que serán reclutados 25 funcionarios diplomáticos activos y 15 externos, los cuales tendrán que pasar por el mismo proceso del concurso.

Comentó que en los últimos tres años se han dado pasos muy significativos de cara a trabajar con la profesionalización del servicio exterior.

“Lógicamente, es una tarea muy titánica, muy exigente y todos los países que han alcanzado niveles de profesionalización en su servicio exterior han cuidado dos cosas fundamentales, primero que haya un estatuto jurídico que regule lo que es el servicio exterior, que le imprima la debida coherencia”, expuso.