Dominicana narra cómo dos atracadores le pusieron la vida “en un hilo”

Miguel Cruz Tejada

Dominicana narra cómo dos atracadoresNUEVA YORK,- Sin identificarse ni dar la cara, por temor a ser asesinada, una gerente dominicana de una agencia inmobiliaria en North Bergen (New Jersey), relató cómo dos atracadores enmascarados, pusieron su vida “en un hilo”, cuando la encañaron en la cabeza, mientras se robaban miles de dólares y valiosos artículos de su oficina.

La mujer, de 54 años de edad, que prefirió aparecer de espaldas, para no dar la cara, sigue reflejando un intenso miedo, ante las amenazas y advertencias de los criminales, a los que sindica como hispanos, de que si hablaba, la asesinarían a ella y a su familia.

“Los asaltantes, eran cuatro, todo pasó tan rápido que es como una pesadilla y lo que no le deseo ni al peor enemigo”, relata la dominicana.

“Cogieron unos tenis, les quitaron los cordones, me amarraron por las piernas y las manos, amarraron el cordón de abajo con el de arriba, me taparon la boca y me dijeron que si hacía algún ruido, iban a tener que matarme”, narra la mujer.

Dijo que el temor que mantiene es tan grande, que no quiere aparecer de frente en los medios de comunicación.

Ella explicó, que mientras en su escritorio, entró a la oficina un hombre bien vestido y después otro, que hablaba por un celular.

“Ambos se fueron, pero un momento más tarde, entraron otros dos con los rostros cubiertos. Creo que los cuatro andaban juntos”, señaló la gerente dominicana.

Detalló que el primer hombre, le dijo que estaba buscando un apartamento para alquilarlo, pero no le dio seguimiento a la conversación, y al parecer, fue a revisar si en la oficina había más gente.

“Los dos, me apuntaron con pistolas a la cabeza y entonces, el otro hombre se fue, por lo que me hace pensar que él era parte del atraco”, sostiene la víctima.

Los criminales, le robaron $4.000 dólares en efectivo, el celular de la mujer y sacaron el video de la cámara de vigilancia, pero posiblemente fueron grabados por otra cámara de seguridad, que está en la calle y al frente del edificio.

El asalto ocurrió la mañana de ayer miércoles, en la oficina de la dominicana, situada en un edificio del Boulevard Kennedy.

La policía dijo que está detrás de la pista de los atracadores, a los que describe como en sus 30 años de edad. Los investigadores, también analizan las huellas dactilares de los asaltantes, que dejaron en puertas, el escritorio y otros objetos de la oficina.

“Creía que este vecindario, era muy seguro, pero ahora cerraré todos los días, la puerta de mi oficina”, dijo la dominicana.

El capitán de la policía de North Bergen, Patrick Irwin, dijo que los atracadores abordaban un carro Honda Accord y el vehículo fue grabado por una de las cámaras de seguridad del área.

El oficial dijo que los asaltantes, miden 5´6 y 6´6 pies de estatura respectivamente. Uno es de cuerpo robusto y el otro delgado.