Hijo de policía dominicana muerta en accidente demanda por US$20MM

Miguel Cruz Tejada

Elisa Toro y Ricardo ParedesNUEVA YORK,-El hijo de una policía dominicana, Elisa Toro, muerta en un aparatoso accidente, cuando su vehículo se volcó estrellándose contra una tienda en el centro comercial Queens Plaza Sur, el 10 de diciembre del 2013, demandó a la ciudad por $20 millones de dólares, alegando que la muerte de su madre, se debió al descuido de las autoridades para mantener la rampa de protección.

Ricardo Paredes, arguye en la demanda, junto a su abogado Sanford Rubeinstein que su madre, quien tenía 36 años de edad, se dirigía a su casa después de participar en una fiesta de navidad en el cuartel 17 donde trabajaba, cuando el vehículo Ford Focus que conducía, resbaló, golpeó una baranda metálica, se desvió a la derecha, a través de una barrera de plástico y se estrelló contra la parte frontal de la tienda.

Un informe de la policía, confirma que el vehículo se volcó, virándose y matando a la agente.

En el 2011, un conductor y un peatón también murieron por la misma causa en el lugar.

La rampa, se convirtió en peligrosa, después que el Departamento de Transporte (DOT), colocara las barreras luego del rediseño del centro comercial, con saldo de tres víctimas hasta la fecha.

La demanda, se basa en la negligencia de la ciudad y el abogado dijo que la familia de la agente, tiene derecho a una indemnización por la pérdida injusta de la mujer policía.

El hijo, dijo que recientemente visitó la escena, donde su madre murió, por primera vez desde el día del accidente.

“Vi la rampa y pude imaginar cómo ocurrió la muerte de mi madre”, relató el hombre de 19 años de edad.

“Después que ocurrieron un par de accidentes, se creía que la ciudad había arreglado ese problema”, añadió el demandante.

Narró que horas antes de la muerte de su madre, habló con ella por teléfono y lo último que le dijo a él fue “te amo”.

La agente, tenía también tenía una hija de 11 años de nombre Alyssa Toro.

Dos semanas después de su muerte, funcionarios de transporte, redujeron el tráfico de 6:00 de la mañana a 9:00 de la noche.

Desde el Departamento de Transporte, funcionarios no identificados dijeron que debido al poco tránsito por las noches, los conductores tienden a acelerar, excediendo el límite de velocidad.

La ciudad dijo que la demanda será revisada.

La víctima, llevaba años en el Departamento de Policía (NYPD).