Hospitalizan 25 adictos zombis tras colapsar por consumo de marihuana sintética K2 en Brooklyn

Miguel Cruz Tejada

NUEVA YORK,- Veinticinco adictos de los llamados zombis tuvieron que ser hospitalizados, cuando colapsaron en calles de Brooklyn después de consumir la marihuana sintética K2, de fabricación china.

La policía dijo que los zombis fueron auxiliados el sábado en la noche en el vecindario de Bedford Stuyvesant, cuando algunos de ellos fueron encontrados desplomados en el suelo y otros, deambulando sin rumbo fijo.
La K2 tiene un efecto demoledor en sus adictos, muchos de los cuales se desnudan en las calles, suben a paredes y techos y hasta desafían a los policías.
Las autoridades sanitarias llevan varios años preocupadas por el creciente uso de esta potente droga y sus efectos. En abril, al menos tres personas murieron en Illinois y 107 más sufrieron sangrado severo después de consumir marihuana sintética.
Esta vez en Nueva York, no hubo muertos, según dijo el teniente Paul Ng del Departamento de Policía. Los ingresos hospitalarios se iniciaron el sábado a primera hora de la noche y continuaron durante varias horas.
Debido a los múltiples casos registrados en Brooklyn, la policía acudió a una intersección en el vecindario Bedford Stuyvesant, donde la mayoría de casos se estaban produciendo.
Unos 15 de los 25 hospitalizados habían salido del hospital ayer domingo en la mañana. El resto seguía en observación, según dijo la cadena CNN.
La policía dijo que 33 personas consumieron sobredosis de K2 en la misma zona en 2016, según informó la agencia de noticias AP.
La policía investiga el negocio de las drogas en esa área y está intentando localizar más víctimas. No hubo arrestos por los casos de sobredosis del sábado, pero la policía señaló que busca a los distribuidores de la droga.
K2 o Spice son los nombres de un compuesto sintético de la marihuana natural, tiene efectos psicoactivos y es mucho más potente. Le llaman marihuana sintética porque la sustancia actúa en los mismos receptores de cannabinoides en el cerebro.
Según las autoridades, la droga está compuesta por materia vegetal seca rociada con cannabinoides sintéticos y una mezcla de químicos desconocidos, que pueden incluir pesticidas y veneno para ratas.
A %d blogueros les gusta esto: