Dominicana que trabajaba en un Starbucks de Union Square demanda gerencia por acoso sexual

De Miguel Cruz Tejada

Emily-Feliciano.jpgNUEVA YORK,- Emily Feliciano, una dominicana de 23 años de edad y quien trabajaba en el restaurante Starck Bucks Coffe, situado en el 41 de Union Square, entre la avenida Park Avenue Sur y la calle 17 en el Este de Manhattan, demandó a la gerencia del establecimiento por alegado acoso sexual.

Feliciano, quien se desempeñaba como “barrista” (en el mostrador) del restaurante de la famosa cadena, especializada en cafés, desde agosto del 2013 aduce en la demanda que desde que entró a trabajar, un asistente del gerente comenzó a acosarla sexualmente, pero los superiores ignoraron sus quejas y denuncias.

Indicó que la situación se produjo desde la primera semana en que comenzó a laborar en el referido Starbucks.

Según su demanda, sometida en la Corte Suprema de Manhattan, el asistente del gerente le dijo a ella que lo debía llamar “papá” y en repetidas ocasiones le reclamó que debía tener relaciones sexuales con él.

La mujer denunció en la demanda, que en febrero, el acosador la atrapó en un hueco de la escalera y la manoseó, la besó en el cuello y la soltó cuando ella comenzó a gritar para pedir ayuda.

Cuando le informó al gerente del ataque, este la reprochó por hablar de eso.

Zack Hutson, portavoz de la cadena Starbucks, dijo que la empresa tiene “cero tolerancia” y toma ese tipo de acusaciones muy en serio, pero que no puede discutirlas en detalles, porque se trata de un litigo legal.

Tampoco dejó en claro si el supuesto acosador de la ex empleada, ha sido sancionado o cancelado mientras se desarrolla la investigación.