• 10 agosto, 2020

Gobierno de Cabo Verde autoriza la extradición de Álex Saab a EE.UU.

Por Voz de América – Redacción

El gobierno de Cabo Verde ha autorizado la extradición a Estados Unidos del empresario colombiano Álex Saab, según dijo su abogado José Manuel Pinto Monteiro a la agencia de noticias Efe. La decisión final está en manos de un tribunal de ese país.

Saab, quien ha sido señalado formalmente por Washington por lavado de dinero procedente de la corrupción del gobierno en disputa de Venezuela, está detenido desde el pasado 12 de junio como consecuencia de una alerta roja emitida por la Interpol cuando su avión – con destino a Irán – se detuvo en Cabo Verde para abastecerse de gasolina.

El gobierno en disputa de Nicolás Maduro admitió que Saab es un “agente” suyo en busca de suministros para el país. Su defensa argumenta que fue detenido por cuestiones políticas.

Al equipo de la defensa de Saab se ha unido el ex juez español Baltasar Garzón, dijo Pinto Monteiro a Efe: «Liderará una demanda contra Estados Unidos y Cabo Verde ante el Tribunal Internacional (Justicia) en La Haya por violar la inmunidad jurisdiccional de Álex Saab como enviado especial para Venezuela».

El despacho dijo además que Garzón, quien dirige el bufete de abogados Ilocad, con sede en Madrid, intentará introducir en los tribunales de Cabo Verde «un proceso de compensación» contra el Estado de ese país, por lo que describe como «daños a la propiedad e imagen» y cuyo valor podría oscilar entre 5 y 12 millones de dólares.

El servicio de portugués de la VOA trató de hablar con Pinto Monteiro, pero no ha sido posible hasta el momento de redactar esta nota.

La Procuraduría General de la República de Cabo Verde había recibido el 29 de junio la solicitud de extradición solicitada por el Departamento de Justicia de Estados Unidos. Desde entonces tenía 65 días, a partir del 12 de junio, para responder.

La defensa de Saab tiene ahora hasta el jueves para interponer un recurso en contra de la decisión del gobierno de Cabo Verde de extraditarlo a Estados Unidos.

Comentarios